Menú movil

CONSEJOS SOBRE EL ARROZ

arroz en granoLos arroces de grano medio o corto son los más apropiados para la elaboración de rellenos y pudins.
La cocción se efectuará a fuego vivo durante los primeros minutos y luego se reducirá al mínimo.
Las proteínas del arroz son de gran valor biológico, por eso deben consumirse con frecuencia.
En la cocina, el arroz es un magnífico acompañamiento para gran variedad de platos.
Las personas aquejadas de obesidad deben reducir al máximo el consumo de arroz en su dieta.
El punto justo de la cocción del arroz debe coincidir con la absorción completa del líquido de cocción.
Cada vez que haya que agregar líquido a la cocción, se hará cucharada a cucharada, sin remover los granos.
En el horno, la cocción tarda aproximadamente cinco minutos más que en cacerola.
Cuando se cuece el arroz en una sartén, habrá que procurar que ésta sea de hierro, amplia y no muy honda.
Hay que calcular entre 65 y 80 gramos por persona, dependiendo esta oscilación del tipo de cocinado.
Es importante que los granos del arroz lleguen a la mesa totalmente sueltos y enteros. Para ello, habrá que cocerlos en la cantidad justa de líquido y no remover.
Al preparar arroz con leche, conviene mezclar el azúcar con ésta antes de dar comienzo a la cocción.
El arroz que se consume normalmente, descascarillado, es un alimento incompleto, porque muchos de sus nutrientes quedan en el salvado.
Las elaboraciones deben añadir ingredientes que sean ricos en vitaminas y sales minerales.
Como norma, la cocción de los granos debe realizarse ateniéndonos a la proporción de dos volúmenes y medio de líquido por cada uno de arroz.
Para que no resulte pegajoso, una vez cocido, el arroz debe ser retirado del agua de cocción inmediatamente.
Para la elaboración de moldes y pudins debe preferirse el arroz de grano corto, cuyo tiempo de cocción es menor y sus granos quedan menos sueltos.
Por su alto contenido en calorías, el arroz no es recomendable en la dieta de las personas que padezcan obesidad.
El añadido de unas gotas de limón al líquido de cocción provocará que los granos de arroz queden más sueltos, tal como se requiere para algunas elaboraciones de gran consumo: la paella, por ejemplo.
Convendrá llevar a cabo la cocción con el recipiente tapado y añadiendo líquido, muy poco a poco, si se aprecia que los granos se van quedando excesivamente secos.
Las verduras son un magnífico complemento del arroz, porque aportan al guiso las vitaminas y sales minerales de las que el mismo carece.
El ama de casa debe contar también con el arroz a la hora de preparar una buena guarnición para un plato de carne o pescado. Por su sabor suave combina perfectamente con estos alimentos.
El empleo de granos de arros de los denominados de cocción rápida acorta el tiempo de cocción, pero no perjudica de manera notable el sabor de la receta. Es recomendable, pues, cuando hay prisas.
El arroz denominado precocinado requiere un tiempo de cocción aún más breve que el de cocción rápida, pero en su elaboración industrial ha perdido valor nutritivo. No es recomendable su empleo, a no ser en casos excepcionales.
Cuando se prepara un arroz dulce, generalmente con leche, se debe endulzar ésta con azúcar antes de que dé comienzo el tratamiento culinario.
También se puede añadir previamente un poco de canela.
Antes de ser cocido, el arroz debe ser lavado, frotando los granos suavemente bajo el grifo del agua fría. Se eliminará así, además de la suciedad que puedan tener, parte del almidón.


Introduce tu e-mail para recibir el menú cada día
Posicionamiento web: iNFOR-TEL © mtcocina . Todos los derechos reservados. mtcocina, el logo y todas las imágenes son marcas registradas por MundoTema o sus filiales.
Esta web utiliza cookies. Si continuas navegando, entendemos que las aceptas. Más